La limpieza espiritual, ya sea realizada en persona o a distancia, tiene como objetivo limpiar el aura de la persona, su campo energético y eliminar la sensación de «llevar el mundo a cuestas», así como eliminar las emociones negativas que se acumulan en el cuerpo emocional. Estas energías disonantes pueden ser sentimientos de frustración, desánimo, ansiedad, desmotivación, ira, apatía o un deseo de aislamiento social sin razón aparente.

Esta terapia está dirigida a personas que sienten un malestar permanente al «estar en su propia piel», con síntomas de cansancio, baja energía, que absorben con mucha facilidad la energía de los entornos y de otras personas y, por tanto, está especialmente indicada para médiums, niños/adultos índigos y niños/adultos cristal.

De vez en cuando, la persona se siente «muy agobiada», ya sea porque convive a diario con personas muy negativas o porque vive en ambientes negativos o que atraen mucha negatividad. Como no siempre es posible que una persona se proteja energéticamente, ya que las personas muy negativas pueden ser su pareja, sus padres, sus hermanos, sus compañeros de colegio, de universidad o de trabajo, simplemente le corresponde limpiarse energéticamente de vez en cuando, a medida que se siente más y más «cargado».

Las consecuencias de un aura «contaminada» de negatividad, además del cansancio y de no tener energía para tomar decisiones que requieran una mayor implicación emocional, implican la pérdida de productividad a nivel profesional, el progresivo distanciamiento de otras personas a nivel social y afectivo, la falta de voluntad debilita la creatividad y el dinamismo natural de la persona, fomenta la ociosidad y el deseo de tumbarse en la cama a dormir sin tener tiempo ni ganas de volver a despertarse.

Lugares que atraen mucha negatividad

  • Lugares con muchas barras (deseo sexual, lujuria, frustración, alcohol, inutilidad, comportamiento egoísta, ira, competencia velada basada en la apariencia, juegos de seducción manipuladores, etc.)
  • Cementerios (tristeza, angustia, dolor, pena, arrepentimiento, resentimiento, etc.)
  • Centros comerciales (deseo desenfrenado de comprar, insatisfacción permanente por el deseo de «llevarse toda la tienda a casa» pero no tener suficiente dinero para hacerlo, etc.)
  • Las empresas cuyas políticas de remuneración fomentan la competencia feroz entre sus empleados haciéndoles olvidar valores como la amistad, la ayuda mutua, la cooperación y la solidaridad profesional
  • Lugares donde se han cometido suicidios

Terapeuta: Paulo Nogueira
Duración de la sesión: 1 hora
Valor: 30 euros
Modalidad: presencial o a distancia

Marcaje de la Sesión de Limpieza Espiritual

  1. (obrigatório)
  2. (email válido obrigatório)
 

Nota: La Limpieza Espiritual que se realiza es un subtipo de Terapia Multidimensional, por lo que no debe confundirse con el trabajo del mismo nombre, que suelen realizar los médiums en los centros espiritistas. Por lo tanto, el terapeuta no asume ningún don mediúmnico (clarividencia, clariaudiencia, incorporación, canalización de guías, entidades o energías, precognición, entre otros) antes, durante o después de la ejecución de la sesión de terapia.
En caso de emergencia espiritual, es aconsejable acudir a un centro espiritista.